Arquitectura de vanguardia y decoración ecléctica en la costa

© Gonzalo Botet. Uno de los mayores retos del proyecto era salvar el desnivel natural del entorno
Share to Facebook Share to Twitter Share to Google Plus

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Una arquitectura contemporánea, de vanguardia y llena de matices personales y autóctonos, unida a una decoración actual y de tendencia de estilo ecléctico, es lo que caracteriza a esta exclusiva vivienda unifamiliar ubicada en Marbella (Málaga), en la que el Estudio Yeregui Arquitectos ha logrado salvar con éxito un programa de necesidades complejo.

El objetivo principal del proyecto, emplazado en la urbanización Altos de los Monteros, que cuenta con una topografía nada sencilla, ha sido dar forma a una villa abierta al exterior e integrada por completo en su entorno. Para ello, el prestigioso estudio de arquitectura ha vuelto a trabajar con Kawneer, especialista en sistemas arquitectónicos de aluminio y única marca del sector de la construcción del Grupo Alcoa, a la hora de seleccionar y proyectar el capítulo completo de carpintería. Pérgolas, correderas, puertas y ventanas de aluminio dan cobijo y conectan los espacios interiores de la vivienda con las zonas exteriores, y permiten -por sus grandes dimensiones y vanos imperturbables- una total libertad de movimientos y circulación de sus habitantes.

Sacar el máximo partido al emplazamiento de la vivienda que cuenta con unas vistas inmejorables, tanto a montaña como a mar, así como salvar los grandes desniveles y pendientes del terreno han sido los dos grandes retos en este proyecto”, comenta Cristina Yeregui, una de las socias del Estudio. Gracias al arduo y profundo trabajo arquitectónico que han llevado a cabo, esto se ha logrado sin descuidar en lo más mínimo la funcionalidad y comodidad de la vivienda. “Se ha conseguido reducir al máximo los desniveles de la propia casa para la confortabilidad de sus propietarios y hemos asegurado una vista panorámica agradable desde cualquier punto de la casa que se elija”, continúa Yeregui.

La vivienda, de 400 metros2 y desarrollada en tres meses y medio, se levanta y distribuye en dos alturas y una azotea practicable. En la planta baja -a nivel de calle- se encuentra el salón-comedor abierto a la cocina y un pequeño lavadero. En ella, salvando un desnivel de un metro, hay también dos dormitorios, dos baños y un aseo, así como una terraza cubierta y una piscina que se prolonga y conecta hasta el nivel inferior a través de una cascada.

En ese nivel inferior -la planta semisótano- la vivienda cuenta con dos dormitorios más, otros tres baños y una sala de estar. Desde esta altura se accede también al garaje, al almacén y a la sala de instalaciones. 

En general, la vivienda apenas cuenta con trabajo de tabiquería, para fomentar así los espacios abiertos, diáfanos y luminosos. Las conexiones entre zonas y estancias se amplifican con diversas soluciones KAWNEER para exterior. En cuanto a las puertas, la villa cuenta con una corredera elevable KASTING RT 100 en el salón-comedor de la planta baja; una puerta KANADA AA765 en la sala de estar de la planta semisótano; tres correderas KASTING AA3765 en los dormitorios de la planta semisótano y de la planta baja y una corredera embutida KASTING AA3765 en la cocina. En relación a las ventanas, se han instalado los modelos KASSIOPE AA765 en la planta baja; KALORY AA765 en salón-comedor (proyectada en varios tramos que suman en total 15 metros de longitud), vestidores y baños; ventanas correderas KASTING AA3765 en los dormitorios de la planta baja y un Muro-cortina 1202 en la terraza.

Versatilidad

“La versatilidad de esta carpintería ha sido el motivo por el que, una vez más, nos hemos decantado por las soluciones arquitectónicas de Kawneer”, explica Yeregui. “Su capacidad de integración y características como la rotura térmica -que permite la adaptación a los cambios de temperaturas- resultaban clave a la hora de instalarlas en esta vivienda”.

Las diferentes cualidades técnicas de puertas, correderas y ventanas, así como la amplia gama de colores y texturas que ofrece la marca han hecho posible una conexión completa con el entorno. Algo que se ha conseguido con el acabado marrón granulado elegido por los arquitectos para estas soluciones y que en todo momento están en contacto directo tanto con las zonas exteriores como interiores de la vivienda, en las que predominan materiales como la madera de roble, la pizarra, el mármol, el adoquín de hormigón y el enfoscado blanco y pintado, tan típico de Andalucía. 

Otros elementos como los cantos rodados, los patios y la fuente evocan esa misma esencia andaluza, llena de fuerza y personalidad, que el estudio ha buscado reflejar en el proyecto en todo momento. 

Decoración interior

El trabajo decorativo de la vivienda ha corrido a cargo de la interiorista Nezha Kanouni. En todas sus estancias, las piezas de diseño maridan en perfecta sintonía con un sinfín de matices étnicos y coloniales -que tanto caracterizan el trabajo de la diseñadora- para dar forma a un estilo ecléctico evocador, personal y con carácter. 

En el interior, la arquitectura minimalista y contemporánea de la casa queda dulcificada a través del empleo de materiales nobles y cálidos como la madera, que se combina elegantemente con los tonos negros, grises y blancos del mobiliario. En las zonas exteriores se revitalizan los espacios con una paleta cromática mucho más llamativa a base de rojos, rosas y naranjas. 

Con el conjunto, Nezha Kanouni ha dado forma a un trabajo decorativo vibrante y sugerente a través del que se han logrado atmósferas acogedoras y funcionales, a la vez que atemporales y de ricos contrastes.